Un paisaje en el aire

Iván Torregrosa Morales
Profesor/es: Javier Sánchez Merina
Proyecto Fin de Carrera
2015-16
Paisaje, Artefacto

El proyecto trata sobre la adaptación humana a un paisaje donde el viento, las mareas, la vegetación, la humedad o la arena son agentes dinámicos que trabajan por recuperar el equilibrio del lugar tras las intervenciones humanas. 

La idea de este proyecto surge de la controversia entre los sistemas naturales y las intervenciones humanas. Mientras que estos sistemas se rigen por dinámicas naturales y cambiantes, nuestras intervenciones se plantean de una manera estática. El tiempo y estas dinámicas se encargan de readaptar esas intervenciones hacia un nuevo equilibrio.

ESTADO ACTUAL DEL ÁMBITO DEL PROYECTO
En el lugar existe un espigón construido a fin de desviar la salida de sedimento de la desembocadura del río Segura, modificando la deriva litoral de la marea. En la actualidad la playa no tiene suficiente arena y cambia ligeramente su posición. Esto no sería un problema si no fuera por la actividad turística y porque afecta a otras partes del paisaje.

Las viviendas de playa Babilónia, construidas a principios del siglo XX cuando había suficiente espacio en la playa. Van a desaparecer por estar prácticamente en el agua en la actualidad. Al eliminarse, el paisaje tras ellas cambiará al ser agredido por los vientos que ahora desvían las casas.

El paisaje de pinada, construido para detener el avance de las dunas, ahora se ve agredido por insectos que la destruyen debido a la sequía, y la debilidad de las plantas. En parte esto es debido a que la intervención, planteada en su mayoría como un monocultivo de pinos no tiene suficiente biodiversidad.

Paralelo a la playa de Viveros hay una carretera que conecta la localidad con el puerto deportivo, desde esta se accede a través de las dunas a la playa mediante unas pasarelas y el paisaje se ve acotado en esta área por vallas metálicas para su protección. Anteriormente tenía otros usos como aparcamientos y zona de barbacoas, pero estos equipamientos se han desmantelado para regenerar el paisaje. También en este lugar se realizaron operaciones de revegetación para naturalizar el paisaje y fijar las dunas. Estas intervenciones fueron modificadas después por los flujos dinámicos del lugar. 

REFERENCIAS DINÁMICAS
Para intervenir de manera consecuente con el lugar me fijo en ejemplos que trabajan con dinámicas como el viento, y que son consecuentes con su entorno en esta manera de trabajar.

La vegetación local, como ser vivo, forma parte del paisaje, ayuda a regenerarlo y en caso de no tener éxito se degrada y sirve como alimento para las siguientes plantaciones. Hay plantas que sobreviven auto-protegiéndose, captando humedad del rocío, dispersándose y creciendo a la vez que hacen crecer la duna o distintas plantas que encuentran maneras de colaborar para sobrevivir. Al mismo tiempo otras nos hablan de efectos de degradación por plantarse en lugares inadecuados, adaptaciones al viento o la humedad en función del lugar del paisaje donde estamos.

El insecto que ataca los pinos forma parte de una familia de escarabajos, en la que algunos tienen como característica una gestión del agua interesante en situaciones de sequía. Este animal (escarabajo Stenocara Gracilipes) se entierra y se enfría ligeramente para generar efectos de micro-condensación sobre su cuerpo (adaptado para ello) y así poder beber agua.

Theo Jansen comenzó a diseñar las Strandbeest a finales de los años 80 como criaturas que cuidarían de las playas de su localidad, interviniendo en el proceso de sedimentación y valiéndose del viento para funcionar. Las bestias han evolucionado hasta contar con órganos y cerebros que funcionan con aire, y esto me ha servido para plantear el funcionamiento de mis propias estructuras dinámicas.

Las cometas son estructuras que trabajan con el viento para auto- sostenerse, y un ejemplo de estructura adaptada a una dinámica. Son piezas suficientemente ligeras y flexibles como para acoplarse al viento y volar, pero también rígidas para no destruirse en el intento. Entendemos mejor las piezas porque en la NASA las usan para explicar conceptos sencillos de aeronaútica, y trabajando con un túnel de viento digital. Todo esto sirve para plantear piezas que pudieran despegar de mis estructuras en función de la fuerza del viento e intervenir en el paisaje usando sus propios medios. 

Tutores: JAVIER SÁNCHEZ MERINA (Proyectos Arquitectónicos) + DANIEL CARRATALÁ CLIMENT (Estructuras)